¿Se Puede Despedir a un Trabajador Independiente?

¿Se Puede Despedir a un Trabajador Independiente?

¿Se puede despedir a un trabajador independiente? Aprende todo lo que necesitas saber sobre cómo y cuándo puedes finalizar un acuerdo con un trabajador independiente.

Talin Terzakyan
Written by Talin Terzakyan
febrero 5, 2022
Contents
Need help onboarding international talent?
Try Deel

A estas alturas, es de dominio público que las empresas de todo el mundo contratan cada vez más trabajadores independientes. Durante la pandemia, este tipo de relación empresarial empezó a estar en auge, y el 12% de los trabajadores de EE.UU. empezaron a aceptar trabajos por cuenta propia, a trabajar por proyectos o han creado sus propios negocios independientes.

Los trabajadores independientes realizan tareas y prestan servicios que no son fundamentales para la actividad de la empresa, pero que siguen siendo necesarios para el funcionamiento diario. El hecho de que las relaciones con los trabajadores independientes puedan ser útiles y productivas no significa que estén exentas de obstáculos.

¿Qué ocurre si se quiere poner fin a la colaboración? ¿Se puede despedir a un trabajador independiente? Aquí está todo lo que necesitas saber sobre la terminación del contrato.

Por qué a las empresas les encanta contratar trabajadores independientes

Porque no tienen que entablar una relación laboral por estos servicios complementarios y pueden contratar a los trabajadores independientes como y cuando los necesiten. He aquí un breve resumen de lo que diferencia a los trabajadores independientes de los empleados:


- Los trabajadores independientes trabajan para sí mismos: son autónomos o propietarios de pequeñas empresas;

- Trabajan para clientes por proyectos;

- Trabajan con sus propias herramientas y equipos, en su propio tiempo;

- El cliente solo puede controlar el resultado final de su trabajo, no su método, proceso y tiempo;

- Pagan sus propios impuestos y beneficios (como el impuesto federal, el impuesto sobre la renta, la salud, la seguridad social y el impuesto de autoempleo)

- La finalización de la relación laboral es más sencilla que en el caso de los empleados: no hay indemnizaciones ni reclamaciones por desempleo;

Ahora bien, ten en cuenta que en el último punto hemos dicho más fácil, no súper fácil. Sigue leyendo para saber cómo terminar una relación de trabajador independiente de manera eficiente y sin consecuencias legales.

Cómo despedir a un trabajador independiente

Lo primero es lo primero: técnicamente, no puedes despedirlo ya que no tienes la típica relación empleador-empleado. Los empleados están en la nómina de una empresa y tienen derecho a múltiples prestaciones laborales, mientras que los trabajadores independientes son responsables de organizar su propio negocio y de ocuparse de sus propios impuestos y otras contribuciones.

¿Qué puedes hacer si, por cualquier motivo, no quieres seguir trabajando con un determinado colaborador? Como cliente, tienes derecho a finalizar el contrato que tienes con este trabajador, especialmente si el trabajador independiente incumple el contrato.

¿Qué significa esto?

Bueno, si el trabajador independiente no respeta los plazos que firmó, si entrega un producto defectuoso o si los servicios que presta son de mala calidad, tienes motivos para terminar un acuerdo de trabajador independiente.

Garantizamos el compliance de nuestros contratos localizados

Genera contratos en segundos. Nos aseguraremos de que cumplas con la legislación laboral local, independientemente de dónde vivas.

Conoce más con un demo

Cuando se tiene un acuerdo por escrito

Si tienes un acuerdo de trabajador independiente, será un poco más fácil terminar la relación. Este acuerdo escrito debe describir el alcance del trabajo, la calidad requerida del mismo, las disposiciones de terminación y las disposiciones de notificación.

Las cláusulas de finalización son las directrices y condiciones bajo las cuales el colaborador o la empresa contratante pueden poner fin a la relación laboral. Por ejemplo, las disposiciones de terminación pueden establecer que el incumplimiento de los plazos o la entrega de productos de calidad inferior constituyen un motivo de finalización.

Las cláusulas de preaviso indican el número de días de preaviso que cada parte está obligada a dar al terminar un contrato; puede ser de 14 días, un mes o incluso más. Si este es el caso en tu acuerdo, asegúrate de notificar por escrito la terminación del contrato al trabajador independiente. Cumple estrictamente estas disposiciones porque, si no lo haces, expones a tu empresa a la posibilidad de una demanda por incumplimiento de contrato.

Si estás pensando en contratar a un trabajador independiente sin un contrato escrito, echa un vistazo a nuestra guía para crear el acuerdo de trabajador independiente. No es demasiado difícil redactar uno, y puede ahorrarte el dolor de cabeza de las relaciones no reguladas. Los grandes acuerdos de cubren todo el alcance del trabajo, la posibilidad de contratar subcontratistas, la propiedad del producto final, etc.

Cuando no tienes un acuerdo escrito

Si has comenzado la relación laboral con un trabajador independiente sin establecer los términos por escrito, lo mejor sería tener una charla sobre la terminación del servicio. La mayoría de los trabajadores independientes son expertos que tienen su propio negocio que depende de su reputación.

Si no tienes un contrato firmado que cubra este tema, asegúrate de tener una conversación o, mejor aún, de poner en práctica medidas de buena fe por escrito: por correo electrónico estaría bien.

Las medidas de buena fe permiten al colaborador intentar arreglar las cosas con la calidad de su trabajo y el tiempo de entrega, pero es esencial para ti como cliente que estas medidas de arbitraje se envíen por escrito. Esta comunicación puede contener el plazo de mejora y un aviso de que, si el colaborador no cumple, la relación se dará por terminada en ese plazo.

Pagar al colaborador por los servicios prestados

Incluso cuando se ponga fin a una relación laboral, sé siempre profesional y justo. Aunque es tu derecho legal terminar una relación contractual que ya no le sirve a tu empresa, tienes que pagar al trabajador independiente por todos los servicios y productos que te ha prestado. Liquidar las facturas que tienes con un colaborador es crucial a la hora de terminar la relación, independientemente de que estés contento con la calidad del trabajo. En pocas palabras: si lo has recibido, tienes que pagarlo. Si tienes una disputa sobre el pago con un trabajador independiente, lo mejor es buscar asesoramiento legal antes de proceder con cualquier curso de acción. Un abogado con experiencia puede ayudarte a determinar los detalles de la terminación y los pagos necesarios.

Despido improcedente de trabajadores independientes

En general, las empresas no pueden ser demandadas por despido improcedente de trabajadores independientes porque no son empleados. Sin embargo, hay excepciones en las que una empresa puede ser responsable, así que vamos a desglosarlas.

1. La empresa incumplió el acuerdo de trabajador independiente

Si la empresa contratante incumple alguna de las disposiciones del contrato y este se termina, el trabajador independiente puede demandar por despido improcedente. Por eso se aconseja pagar todos los servicios prestados y cumplir estrictamente las disposiciones de rescisión. El incumplimiento de cualquiera de ellas puede ser motivo de una demanda en la que el colaborador puede solicitar una indemnización por daños y perjuicios.

2. La empresa clasificó erróneamente a un empleado como trabajador independiente

La clasificación errónea de los empleados consiste en disfrazar una relación laboral como una relación de trabajador independiente para evitar el pago de prestaciones e impuestos.

Riesgos de la clasificación errónea con trabajadores independientes

Algunas empresas contratan a trabajadores independientes y luego los tratan como empleados, evitando pagar sus impuestos y prestaciones.

Los trabajadores independientes no están cubiertos por gastos como la indemnización de los trabajadores o el seguro médico, ni tienen derecho a las horas extraordinarias, ya que no tienen un horario de trabajo fijo. Estos "ahorros" llevan a los empresarios a tomar el camino de la clasificación errónea de los empleados, lo que puede costarles mucho más al final.

 

Lee más sobre lo que significa la clasificación errónea y cómo evitarla.

Ten en cuenta que un acuerdo escrito con tu trabajador independiente no te protege de los procedimientos de clasificación errónea.

Las leyes de empleo y las leyes laborales pueden ser muy estrictas cuando se trata de la clasificación errónea de los empleados. Las empresas declaradas culpables de esto son responsables de multas y sanciones masivas, así como de daños y perjuicios al empleado. La mejor manera de evitar los riesgos de clasificar erróneamente a los trabajadores es tener un acuerdo de trabajador independiente fiable, guardar todos los registros y no utilizar el lenguaje que se suele emplear con los empleados. Utiliza términos apropiados que no muestren signos de estatus laboral.

Agiliza el trabajo con trabajadores independientes en todo el mundo con ayuda de Deel

Si estás contratando a trabajadores independientes para tu empresa, Deel puede ayudarte a agilizar el proceso de onboarding ofreciéndote contratos localizados, recolección de formularios fiscales y la mejor experiencia de pago tanto para ti como para los colaboradores. Programa una demostración del producto con un especialista para obtener más información.

Disclaimer: este artículo es meramente informativo y no constituye asesoramiento jurídico. Para casos específicos e individuales, siempre es mejor buscar ayuda legal.

Deel hace muy simple el crecimiento de los equipos remotos e internacionales.
¿Estás listo para empezar?

+

Países

+

Clientes

+

Firmas legales

+

Monedas